MAÑANAS EN FLORENCIA

MAÑANAS EN FLORENCIA
Ficha técnica
Editorial:
PRE-TEXTOS
Año de edición:
Materia
LITERATURA DE VIAJES
ISBN:
978-84-16453-05-4
Páginas:
188
Encuadernación:
RÚSTICA
Disponibilidad:
Disponibilidad inmediata
Colección:
Cosmópolis

20,00 €

En 1845, el mismo año en que Ruskin visitó Florencia por vez primera, Thoreau escribió en Walden: “La mañana es la hora del despertar. Es entonces cuando estamos menos soñolientos y, al menos durante una hora, despierta una parte de nosotros que dormita el resto del día y la noche”. Treinta años después, Mañanas en Florencia sería más que una guía de arte para los viajeros ingleses del siglo XIX: una obra destinada a despertar la fe en la mirada del público, a recordarle que el tiempo de su visita a las grandes iglesias de la cristiandad en Florencia había de tener la calidad de las mejores horas del día. Cada día se concentra para Ruskin en la mañana, y cada una de las seis mañanas de esta singular creación se vuelve el marco iconográfico de una revelación distinta. Ruskin escribió que un libro no vale nada si no vale mucho. La relectura de estas páginas desborda sus circunstancias por el propósito de grabar en la mente del turista una lección sobre el “bien absoluto” del arte medieval. Las pinturas de Giotto, los temas del “libro abovedado” o los relieves de la torre del pastor forman parte de un recorrido que permite apreciar tanto la belleza inmortal de la ciudad italiana como el modo en que Ruskin convirtió el arte en “lengua paterna” de la religión de la humanidad.

John Ruskin nació en Londres el 8 de febrero de 1819. Hijo de un próspero comerciante de vino y una devota evangélica, fue educado bajo una severa disciplina. Estudiante en Oxford, escribió un panfleto en defensa del pintor J. M.W. Turner que derivó en su obra señera, Pintores modernos, compuesta a lo largo de más de veinte años. Tras la aparición de Las siete lámparas de la arquitectura, publicó varios volúmenes de Las piedras de Venecia (1849-1853), una verdadera historia cultural de la ciudad. A este último, el libro parafraseado por Gandhi, apareció en 1860. Le siguieron Sésamo y lirios y La reina del aire, entre sus mejores títulos de esa época. Tras ocupar la Cátedra Slade de Arte en Oxford comenzó a publicar Fors Clavigera (1871-1884), cartas a los trabajadores de Inglaterra. Dedicó parte de su herencia a fundar la sociedad utópica de St George’s Guild. Compuso Mañanas en Florencia entre 1875 y 1877. Al año siguiente sufrió el primer ataque de fiebre cerebral. Una visita a las grandes catedrales francesas lo llevó a planear aún Lo que nos han contado nuestros padres, del que sólo escribió La Biblia de Amiens. En 1885 comenzó su autobiografía, Praeterita. Pasó los últimos diez años, su "tiempo de morir", recibiendo visitas que apenas reconocía. Murió el 20 de enero de 1900 en Brantwood, su casa cerca de Coniston Water.

Otros libros del autor

SÉSAMO Y LIRIOS
LA LÁMPARA DE LA MEMORIA